Imprimir entrada

lunes, 28 de noviembre de 2011

Panecillos para el desayuno con arándanos


Ayer hice unos panecillos para el desayuno que todavía no me acabo de creer lo ricos que estaban. Era la primera vez que los hacía y estoy seguro que no va a ser la última.  Es un pan a medias entre dulce y salado por lo que admite una gran variedad de combinaciones de relleno, como puedan ser en este caso los arándanos. Abiertos por la mitad y con un poco de mermelada por encima... riquísimos. 

Tenéis que probarlos.



Para la receta necesitamos:
  • 500 gr. de harina de fuerza.
  • 200 ml de agua tibia.
  • 100 ml de leche tibia.
  • 40 gr. de mantequilla.
  • 2 cucharadas de azúcar.
  • 1 cucharadita de sal.
  • 1 sobre de levadura seca (5.5gr) o 15 gr. de levadura prensada.
  • 50 gr. de arándanos deshidratados. (Los del Mercadona salen bastante bien)


Realmente esta receta se podría asemejar a unos panecillos de mantequilla, lo único que se me ocurrió incorporarle algún otro ingrediente y arándanos era lo que tenía a mano. Además como la mermelada que tenía en la nevera era de frutos del bosque, conjuntarían bien para el desayuno. Los arándanos son opcionales. Si no os gustan podéis echarle pasas o cualquier otra cosa y sino, visto los resultados, sin nada más. Estarán igual de ricos o incluso mejor  aun.



Lo cierto es que aunque los panecillos salieron muy ricos con los arándanos, si al comerlos no hubiera podido echarles mermelada habrían tenido un sabor... raro. Como digo, es un pan entre medias de dulce y salado y así al pronto te quedas como diciendo... ¿y esto qué es?. Al menos eso me pasó a mi. Quizás sin los arándanos no pase. Tendré que probarlo.

Para el amasado he utilizado de nuevo la panificadora, aunque si no la tenéis no os preocupéis porque es una masa agradable al tacto que no os costará trabajar. Os recomiendo leáis mi anterior entrada sobre trucos y técnicas de amasado si no lo habéis hecho ya.

Echamos todos los ingredientes en la cubeta, primero los líquidos y luego los sólidos y elegimos el programa de amasado (sin horneado).

Aspecto de la masa tras el primer amasado

Una vez superado el primer levado incorporaremos los arándanos. Yo les eché 50 gramos, aunque podrían haber admitido tranquilamente el doble o más.

Incorporamos los arándanos en el segundo amasado
Aspecto de la masa después del segundo levado

Unos treinta minutos antes de termine el segundo levado ya podemos sacar la masa y partirla con cuidado en 8 trozos iguales, de unos 110gr. cada uno.


Damos forma a los panecillos doblándolos de fuera a dentro como si fuera un calcetín pero con cuidado para no desgasificarlos. Mientras precalentamos el horno a 220° durante unos 30 minutos dejando que la masa se relaje y termine de subir. Dejamos la bandeja del horno metida dentro para que también se caliente.


Pintamos los panecillos con huevo batido y con la ayuda de una tablilla, chapa o cartón que tengamos a mano cogemos el papel de horno por debajo y lo depositamos con cuidado con los panecillos encima sobre la bandeja del horno ya caliente.


Horneamos durante unos 35 minutos a 200 grados o hasta que tengo un bonito color dorado, como el de la foto.

Llegados a este punto los sacamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Panecillos con la masa aun caliente
Panecillos ya fríos y con la humedad justa.

Bon appetit!

4 comentarios:

El Chef Canario dijo...

Tienen muy buena pinta, haceis honor al nombre de vuestro blog. Yo soy un gran amante de todo lo que tenga que ver con el mundo culinario, y también a mi me ha dado por empezar a crear un blog. Tengo muy pocas entradas todavía, pero no hace mucho que lo tengo. Se llama http://elchefcanario.blogspot.com/ , por si lo quereis mirar.
Saludos.

EnHarínate Fran dijo...

Gracias por tus halagos. Espero compartamos buenas recetas entre todos.

Anónimo dijo...

Hola! Quiero hacer algo y no se por donde empezar! Estos bollos tienen buena pinta y tengo todos los ingredientes menos una cosa, la harina de fuerza que es? La normal del mercadona del color azul?
"Esther de Barcelona :)"

EnHarínate Fran dijo...

Si vas al Mercadona allí tienen harina de fuerza. Es de color rojo. Está al lado de la azul que tú tienes. Puedes ver una foto aquí

http://3.bp.blogspot.com/-G0CXDhiAn2Y/TrGfHh9VzBI/AAAAAAAAADA/I5Ti6GrMpt0/s1600/01.JPG

Cuanto más gluten tiene la harina de mayor fuerza es. Para saberlo puedes mirar el porcentaje de proteína. No es que el gluten sea directamente la proteína de la harina, pero casi. Mínimo que tenga 10 gr.
12 o más es lo ideal

Publicar un comentario